Buscar
  • Jorge Alonzo

Tras exitosas gestiones del canciller Bustillo, China rehabilitó al Frigorífico BPU como proveedor



Las tratativas del Canciller Francisco Bustillo, ante el Embajador chino Wang Gang, resultaron fructíferas y el Frigorífico BPU de Durazno, volverá paulatinamente a la operativa, para recomponer sus ventas al gigante asiático.

la decisión china, es producto de un trabajoso periodo de negociaciones desde los primeros días de abril, cuando la planta frigorífica BPU fue inhabilitada del mercado chino, por un problema en el etiquetado del producto.

Según fuentes de la empresa japonesa que opera la planta ubicada en el límite entre los departamentos de Flores y Durazno, sobre la Ruta nacional 14; a partir de este jueves 1° de julio quedó otra vez habilitada para la producción con destino a China.

Esto ocurre, luego de sucesivos reportes técnicos y auditorías; y sobre la base de la gestión de la cancillería, la planta podrá -ahora- volver paulatinamente a la actividad.

Todavía hay algunas incertidumbres acerca de la rehabilitación, ya que fuentes del frigorífico señalaron que hasta el momento se desconocen las condiciones.

La planta de capitales japoneses quedó fuera de la lista de frigoríficos habilitados por un “error” del MGAP en la comunicación del cambio de la nomenclatura que identifica a los trozos de carne que se enviaban como “trimming”.

La empresa ha expresado que no fue un problema de BPU, ni de calidad, ni de la inocuidad de los productos, sino que se trató de un error en el etiquetado, que afectó a la industria uruguaya.

Aún no son certeras las condiciones del retorno al gigante asiático, dado que la información de la rehabilitación le llegó a la empresa, a través de un comunicado que no tuvo en cuenta la parte técnica.

En virtud de eso, se desconocen detalles que son muy importantes como la capacidad de cargar stocks, si se puede comenzar a producir a partir de faenas del día de hoy o con productos de faenas anteriores, etc..

El frigorífico con la capacidad de producción más grande del país, ha estimado una pérdida económica que supera largamente los US$ 7 millones.

Como se recordará, a causa de la situación que provocó la suspensión de la opertiva al BPU, fue cesado Eduardo Barre, quien ocupaba el cargo de director general de Servicios Ganaderos; y Gustavo Rossi, encargado de la División de Industria Animal y que afectó la gestión del ahora exministro Carlos Ma. Uriarte.

BPU exporta el 70% de su producción a China. Tras la sanción, el frigorífico concretaba dos faenas por semana, pero continuó trabajando con la plantilla completa de funcionarios en todos sus sectores.


4 visualizaciones0 comentarios